Un Website para opinar..!

Archivo para la Categoría "Sin categoría"

¿VALE LA PENA ESCRIBIR?


La escritura nace en el país de Sumer en Mesopotamtaller-de-escrituraia, a partir de un sistema inicialmente pictográfico, que con el tiempo logra  reproducir el pensamiento del hombre, sin embargo, aquella sociedad no pensó en ese entonces, en lo que hoy día se ha vuelto el acto de escribir. La forma de escribir,  se ha convertido  en la manera de reconocer el status del hombre, es por esto, que las sociedades limitan las posibilidades de  los menos favorecidos, al no permitir que el acto de escribir, se convierta en una forma de crecimiento personal, por ende,  para algunos es la más grande tortura y para otros el placer más grato que pueden llegar a tener, ¿pero por qué se da esto?, pareciera que el valorar la escritura en la sociedad de hoy es una manera de llegar a medir la capacidad económica y educativa del ser humano. Pero, se podría cuestionar ¿cuál es el sentido de la escritura en la actualidad?, ¿se escribe por escribir?, ¿hemos hecho difícil el acto de escribir?, en fin… ¿vale la pena escribir?…es hora de analizar.

Pareciera, que el escribir desde la escuela se vuelve lo más escalofriante, pues, no se te permite ser libre con el manejo de lo grafemas, como lo diría Sartre (s.f.) citado por Revista Latinoamericana Chasqui (2005, p.5)  (…) si producirnos nosotros mismos las normas de la producción, las medidas y los criterios y si nuestro impulso creador viene de lo más profundo del corazón, no cabe nunca encontrar en la obra otra cosa que nosotros mismos: somos nosotros quienes hemos inventado las leyes con las que juzgamos esa obra(…); de esta manera, querer enseñar a leer y escribir, o a expresar lo más profundo que los hombres intentan mostrar…su pensamiento…cuando está enmarcado en reglas y más reglas que sacuden su interés por dar a conocer lo que (en algunos casos) no son capaces de expresar con la oralidad, hace de la escritura toda una tortura. Porque no pensar por un instante, de que si se rompe los límites de la gramática tendríamos más y más escritores. Todo esto, no quiere decir que no se merezca rescatar la estructuralidad de la lengua, pero si permitirle el aprendiz, a ese aventurero de la escritura, la libertad de escribir (en sus inicios) sin prejuicios lingüísticos.

 

De esta forma, se podría decir que en la mayoría de los contextos sociales, el ser humano se ve abogado a escribir por necesidad comunicativa, como la manera elemental de subsistencia dentro de una comunidad; tan solo, en aquellos círculos “cerrados” los académicos y en los medios masivos de comunicación, se vislumbra la posibilidad de escribir, con el sentido del análisis frente a una realidad, pero, ¿quiénes son los que escriben allí?, si esto lo respondiera el antropólogo Henri Lévis Strauss (s.f.), citado por Christopher Johnson en “Derrida” (1998, P.14)  quien diría: “Durante miles de años y aún hoy, la escritura ha sido el privilegio de una élite poderosa…El único correlato histórico constante de la aparición de la escritura es la formación de las ciudades e imperios con un alto grado de diferenciación de castas y clases. La función primordial de la comunicación escrita es, por lo tanto, la de esclavizar y subordinar. La propagación del aprendizaje de la lectura y la escritura en los países occidentales estuvo acompañado por la extensión del control estatal”.

 

Aunque, pareciera algo retrograda este pensamiento, no está muy lejos de lo que es la cruda realidad, ya que, han sido pocos los humildes, que han luchado por  dejar en las letras sus ideas, para ser recordados a través de la historia; es evidente, que el sistema económico facilita el acceso a niveles educativos de calidad y que por ende, el hecho de escribir podría considerarse  un acto elitista. No obstante, a pesar de que la tecnología ha permitido la creación de espacios virtuales (blogs, páginas web), que han masificado el pensamiento de muchos, dando esa anhelada libertad de la escritura, sin embargo, el ser reconocido desde la producción escrita, es un campo de otro nivel. De esta manera, para los jóvenes se vuelve inoficioso el hecho de escribir, pues, depende también del acto de leer, situación dramática de la población colombiana, así pues, con una educación tan desigual, hace que el análisis de la realidad no se vea plasmado con equidad y calidad,  con el recursos de las letras.

Ahora bien, los profesionales de hoy se ven en la necesidad de ingresar a círculos de investigación, ¡esto no es que esté mal!, pero hasta el querer descubrir nuevas cosas, se ven envueltas en el manejo complicado de la producción de textos científicos (ponencias, working paper, artículos científicos) así, éste tipo de escritura, (para algunos…los menos capacitados) termina siendo la manera de ratificar lo difícil de escribir, en un mundo donde poco se lee y no se cree en la importancia de la escritura.

Pero, el panorama no tiene por qué verse tan oscuro, a pesar de las dificultades sociales, que hacen cada vez más difícil el proceso de educar en la importancia de la expresión escrita, se debe seguir insistiendo en creer que la sociedad requiere de seres capaces de analizar y criticar su entorno, por lo tanto, la escuela sigue teniendo la responsabilidad de orientar  la escritura (y en especial hacia la estructura de los textos científicos), para hacer a los profesionales más competentes, dentro de ésta sociedad que no deja de ser clasista, este compromiso, se puede ver reflejado en las palabras de Ciro Páez (s.f.) citado por Revista Académica U.C.P.R. (s.f.,p.56) quién en su texto “Leer y Escribir” sugiere lo siguiente: “Un maestro de escritura debe desempeñar para sus estudiantes el rol de la necesidad. Enfrentándolos a limitaciones arbitrarias, reduciendo para ellos el campo de lo posible, no los anula, antes bien, crea las posibilidades para que sus fuerzas se concentren y obren en las mejores condiciones posibles.”

 

Por lo tanto, la sociedad debería promover por igual, tanto la lectura como la escritura,  como una forma de motivar el crecimiento personal, los principiantes se seguirán sintiendo frustrados con cada regla gramatical que no fue cumplida a cabalidad, así, se seguirá aislando del circulo intelectual, aquellos que no logren ejercer la escritura con toda la pompa que le da la académica. Escribir, no debería ser difícil…pero el hombre en su afán de mostrar evolución, se ha olvidado en lo simple que puede ser la expresión, ¡entonces! ¿Quiénes son los culpables de hacer de la escritura algo inalcanzable?.

 

De esta manera, el seguir creando conciencia frente al difícil recurso de escribir, seguirá recayendo en los encargados de la educación,  mostrando las bondades que el expresarse desde lo escrito le deja al ser; quizás, la desigualdad social, limite su valoración en determinados círculos sociales y académicos, pues de no cumplir con sus criterios, seguirá alejando a aquellos que aún no logran dominar sus formas de analizar la realidad, pero sin duda…¡si vale la pena escribir! bien sea para conquistar un amor  o para lograr mostrar el resultado de una gran estudio, escribir es seguir un camino…un camino que se puede recorrer cuando quieres y cuando te deja de importar lo que piensen, al ser leídas todas tus ideas…! ¡escribe..!

 

Referencias bibliográficas:

Herramientas TIC para una escritura. Imagen. [En línea] Retomado de: https://www.google.com.co/search?q=Imagenes+sobre+escritura&tbm=isch&imgil=PWN47WBbvSKZ9M%253A%253Bbq9WsMZRueRGqM%253Bhttp%25253A%25252F%25252Fideasparalaclase.com%25252F2012%25252F07%25252F02%25252Fescritura-divertida%25252F&source=iu&pf=m&fir=PWN47WBbvSKZ9M%253A%252Cbq9WsMZRueRGqM%252C_&usg=__ACZHbZg5n-g1cQHEx-fmompqgOA%3D&biw=1366&bih=638&ved=0ahUKEwjKyZvajt_UAhUC6SYKHf6TC9QQyjcIPQ&ei=oOFSWcr5DILSmwH-p66gDQ#imgrc=PWN47WBbvSKZ9M:

Revista Académica e Institucional de la U.C.P.R. (2003). Escribir…¿Para qué?. [En línea] Retomado de: http://temporal.ucp.edu.co/paginas/terminadas/REVISTA%2066.pdf

Revista Latinoamerica de Comunicación Chasqui. (2005). Páginas de grandes periodistas. [En línea] Retomado de: https://dialnet.unirioja.es/servlet/revista?codigo=6192

 

 

EN EL FILO DEL “IMPORTACULISMO ”


…y tú qué crees?

Ricardo Rico Guzmán. "ÁGORA"

Por: Mag. Ricardo Rico Guzmán

         Docente de la I.E.R.D. San Antonio de Anapoima.

 

Décadas atrás, se viene juzgando a la comunidad educativa de los bajos resultados en las pruebas nacionales  e internacionales, estos instrumentos de medición han marcado la pauta para hacer de la academia la responsable de los fracasos educativos colombianos. A partir de esto, los docentes son los llamados a la restructuración de los procesos educativos, no obstante, el sistema educativo colombiano se ha encargado de encarcelar al docente dentro del mismo esquema educativo. De esta manera, desde la Revolución Educativa Española, Colombia ha adoptado la diversidad de modelos pedagógicos que se han considerado como “el milagro de la educación”, como La Escuela Nueva, Activa y El Paradigma de la Pedagogía Dialogante, entre otros.

think-open-foto-600x400

Estos se convirtieron en las directrices de la colectividad académica, para generar esos espacios pedagógicos que muestren los resultados esperados por la…

Ver la entrada original 1.422 palabras más

EN EL FILO DEL “IMPORTACULISMO ”


Por: Mag. Ricardo Rico Guzmán

         Docente de la I.E.R.D. San Antonio de Anapoima.

 

Décadas atrás, se viene juzgando a la comunidad educativa de los bajos resultados en las pruebas nacionales  e internacionales, estos instrumentos de medición han marcado la pauta para hacer de la academia la responsable de los fracasos educativos colombianos. A partir de esto, los docentes son los llamados a la restructuración de los procesos educativos, no obstante, el sistema educativo colombiano se ha encargado de encarcelar al docente dentro del mismo esquema educativo. De esta manera, desde la Revolución Educativa Española, Colombia ha adoptado la diversidad de modelos pedagógicos que se han considerado como “el milagro de la educación”, como La Escuela Nueva, Activa y El Paradigma de la Pedagogía Dialogante, entre otros.

think-open-foto-600x400

Estos se convirtieron en las directrices de la colectividad académica, para generar esos espacios pedagógicos que muestren los resultados esperados por la familia y gobierno. Por consiguiente, se ha reconstruido el rol del docente con cada modelo que intenta adoptar, aunque, en la actualidad aquellos modelos llamados interestructurantes parecieran devolverle la “flexibilidad” al maestro.  Sin embargo, lo que  desconoce  la gente de a pie, es que la labor docente en los colegios públicos se ve afectada  en su mayoría, por que se manejan la política de la “cobertura”, dónde la prioridad es matricular estudiantes, sin tener en cuenta la capacidad logística de la institución, los inconvenientes de convivencia del estudiante que llega a la institución  y cómo ésto, pueden afectar a la mayoría de la población y sin sumarle  el hecho del abandono familiar de gran parte de estudiantes, así, la escuela se ha convertido en la guardería social; la imagen del docente ha cambiado al de la servidumbre,  generándose  el ambiente apropiado para exigirle ese tan aclamado éxito en la educación.

Algo muy contradictorio, comparado con la imagen que  tienen de los docentes en Singapur, como lo diría Thiruman, M. (2016):

Para nosotros, los maestros son como un diamante, piedras preciosas con ciertas características importantes: en el centro está la ética en la educación y alrededor, la capacidad de hacer aprendizaje colaborativo, de transformar y transformarse, de ser un líder y un gestor de la sociedad y un profesional competente. Estas son las características de nuestros profesores. Si consideramos que son una gema, los valoramos, los cuidamos y estamos pendientes de que brillen en todo momento.

Teniendo en cuenta lo anterior, se ha cuestionado la actual educación, se ha discutido de los responsables de los bajos resultados, pero el ejercicio de la enseñanza en tan diverso en cada rincón del país; cada departamento muestra un  proceso que no permite establecer la realidad del enseñar. ¿Pero cómo explicar los fracasos en resultados a pesar de las políticas adoptadas por el gobierno?  La Gobernación de Cundinamarca y el Ministerio de Educación, promulgan planes, proyectos, invierten en capacitaciones y aún se continúa en éste fango de críticas frente a lo que ha sido y es la actual educación.

En consecuencia, se podría decir que el sistema viene albergando diferentes perfiles de docente, aquel que lucha por mantener sus principios y hace caso  omiso a las dificultades, para seguir trabajando con las uñas bajo la misma presión de seguir mostrando resultados. Por otra parte, el docente, que realiza lo mínimo, pues ya considera que el sistema no amerita un mayor esfuerzo profesional, resignado a que algún día la mayor parte de las familias, se involucre en los procesos de aprendizaje de sus hijos y a que el gobierno no siga acabando con las prebendas legales.

Por consiguiente, “cómo no estar en el filo del importaculismo” cuándo el docente acorralado por el abandono parental, la presión del sistema al ser evaluado anualmente, la necesidad de implementar modelos educativos en contextos educativos difíciles, que terminan por colocar a prueba su vocación.  Por ende, el administrativo (Rector, coordinador) también presionado por el jefe piramidal, debe reducir  la perdida, la deserción, la lucha con el consumo de alucinógenos, la violencia intrafamiliar; sigue buscando estrategias con los docentes, para rescatar el mayor número de estudiantes por año, es decir, ya la escuela no es un centro de formación académica, se le siguen otorgando atribuciones en algunos casos de “correccional” o de simple “guardería”.

Sin embargo, la sociedad continua su camino, en medio de la llamada sociedad de la información, donde el rol docente sigue mutando hacia el adecuado manejo de la tecnología, aquella que se considera en el peor de los casos el enemigo acérrimo de la educación; a partir de esto, se podría analizar  una de las concepciones más representativas, de los expertos frente a lo que el docente debe ser en la actualidad,

Sin las pedagogías clásicas, las pedagogías modernas que se fundamentan en la tecnología serían un fracaso. Lo más importante de la tecnología es permitirle al profesor se dedique a lo mejor que sabe hacer: acompañar y guiar a los alumnos. Antes, el profesor tenía que dedicarse a transmitir durante una hora los conocimientos. Sin embargo, ahora la tecnología puede hacerlo muy bien, con un vídeo, por ejemplo. Esto libera al profesor y le puede permitir centrarse en las necesidades de cada alumno. No se trata de tecnologizar la escuela, sino de humanizar la tecnología. El profesor puede dedicarse a su labor más importante, que es guiar a los estudiantes, resolver dudas, asesorarlos. (Calvo, A. 2016)

Si se retoma lo expuesto, la lucha contra los paradigmas es grande, el de aquellos docentes acostumbrados a lo mismo, y el de los otros que quieren innovar a toda costa. Así, que nos topamos con aquellas situaciones absurdas, donde llega tecnología a las instituciones y no se usa por el miedo a ser dañada o simplemente, centros educativos donde llega pocos recursos tecnológicos y no sé sabe cómo utilizarla, entre otros casos. El rol del docente, sigue siendo el de aquel profesional, que realmente se siente entre la idea de lograr ser eficiente con lo poco, (que sabe o tiene) o resignarse a seguirle el juego al sistema, implementando lo que las políticas gubernamentales le dictaminen en cada programa, quedando en riesgo constante de caer este sentimiento de impotencia llamado “importaculismo”.

Quizás, en este intento de seguir construyendo modelos o de implementar otros, que propongan el adecuado rol docente y el esquema pedagógico más propicio,  se enfrenta el docente de hoy a lo más titánico de nuestra sociedad, encontrar en la gran mayoría de la población estudiantil un desinterés en la educación, el estudiante de hoy no está preparado para adoptar propuestas donde él sea el centro del proceso educativo, su adaptación está supeditada al apoyo familiar, al apoyo económico, al adecuado asesoramiento docente y a la vieja tradición de la necesidad de coaccionar para funcionar… algo que culturalmente ha sido difícil de radicar, pues esto requiere un cambio de mentalidad paulatino y que difícilmente mostrará resultados a mediano o  corto plazo. Por esto, pasarán más décadas donde nos seguirán comparando con Singapur o Finlandia, donde el maestro colombiano se seguirá esmerando por parecerse más a los de allá, buscando demostrar su competencia pedagógica, para formar hombres a la altura de las exigencias de las estructuras socioeconómicas internacionales.

En conclusión, la educación colombiana seguirá expuesta a las exigencias de las pruebas internacionales, que a pesar de no estar contextualizadas a la realidad colombiana, continuará siendo la regla de medir los procesos educativos. Los sistemas económicos internacionales, dispondrá de la políticas educativas que aún no reconocen la idiosincrasia de los pueblos, jugando con el rol del docente en la medida de cubrir sus intereses.

Por otra parte, en los círculos académicos se continuará debatiendo, la necesidad de que las instituciones educativas, se identifiquen con un modelo pedagógico, que sirva de ruta a la consecución de sus propósitos pedagógicos, tratando de emular resultados incansables, para una sociedad que difiere mucho de ser esa utopía de estructura de esquema educativo internacional.

Así, el docente, se seguirá viendo comprometido a adoptar una postura frente a los nuevos retos de la sociedad, su perfil, algo divergente a los intereses económicos del estado, se seguirá cuestionando y culpando de los aciertos y desaciertos educativos, sin llegar a tener en cuenta otros significativos factores sociales, que hacen de éste proceso algo retorico y clasista; porque sin duda alguna, el sistema educativo, está mostrando en su gran retrospectiva, que a la buena educación no se llega sin tener recursos, los “héroes” aquellos docentes, que con tampoco han logrado mejorar los niveles educativos, son luces fugases que luchan por caer en la extinción, por no estar ni cerca al filo del importaculismo.

Se podría decir, que parte del camino se centra es lograr hacer efectivo los procesos de enseñanza del estudiante involucrando la tecnología, pues, pretender apartarla de los entornos educativos, no solo es inaudito si no una lucha que está casi perdida…por lo menos en nuestro contexto social; se podría mirar, como la herramienta para apartar la apatía educativa en la que se ve inmerso el estudiante. Así, amigo maestro, aunque te sientas encarcelado por el sistema educativo, piensa que tu vocación quizás sea la última opción de aquellos estudiantes incomprendidos de nuestro tejido social.

Referencias bibliográficas:

Calvo, A. (2016). ¿Qué se debe enseñar en el siglo XXI?. Revista Semana. [En línea]  Retomado el 20 de septiembre de 2016, de: http://www.semana.com/educacion/articulo/como-ensenar/484206

Perilla, S. (2016). Este es el modelo educativo que seduce a todo el mundo. Periódico el Tiempo. [En línea] Retomado el 20 de septiembre de 2016, de: http://www.eltiempo.com/estilo-de-vida/educacion/entrevista-con-mike-thiruman-presidente-del-sindicato-de-maestros-de-singapur/16706184

“EL ENIGMA DE LA BOTELLA DE AGUA” (Una visión de la cosmogonía regional)


Por: Mag. Ricardo Rico Guzmán.

I.E.R.D. San Antonio de Anapoima- Colombia.

 

Pareciera que cuando se habla de tradición oral, se hace referencia a viejas costumbres, que tan solo por la oralidad han logrado subsistir dentro de una colectividad. Pero, si no fuera por la imperiosa necesidad que tiene el ser humano en intentar explicar lo que lo rodea, quizás, la imaginación del hombre no hubiera prosperado tanto, a través de aquellos mitos, que ahora se consideran urbanos. Es por esto, que las “botellas de agua” se han considerado para algunos, la solución para que los caninos no se orinen en el lugar donde se ubique la botella. ¿Es mito o realidad?

De esta manera, sobreviven más costumbres como: la de coger telaraña para cicatrizar heridas de animales, el uso de las velas de cebo para tratar la pañalitis, el hecho de que una mujer embarazada no use hilos o agujas, pues se considera que puede nacer el niño con el cordón umbilical enredado en su cuello o del uso de bolsas con agua, para repeler las moscas; se podría seguir enunciando, innumerables costumbres que hasta hace poco se crían típicas de las zonas rurales.

botella

Teniendo en cuenta lo anterior, es fácil preguntarse, ¿de dónde surgió la idea, de que la botella de agua evita que los caninos se orinen justo en ése lugar? Esta costumbre que un día apareció en la provincia, dentro de la oralidad del ciudadano de a pie, pareciera que no tiene un origen establecido, tal vez es resultado del imaginario colectivo, como lo diría Cocimano, G. (2006) La vigencia de la cultura oral se hace evidente en las prácticas y productos de uso cotidiano entre las poblaciones desplazadas de los campos a las ciudades, en que estas últimas se han ruralizado, al mismo tiempo que los países se urbanizan. Todo esto sería comprensible, ya que, las comunidades rurales desplazadas por la violencia o por la simple necesidad de mejorar su condición de vida, han hecho que la oralidad escondida de los ancestros viaje de un lado a otro, pero todo esto sería razonable, si solo fuera aquellas ancestrales tradiciones, pero, ¿cómo se explica que en la modernidad, sigan apareciendo nuevos mitos, buscando explicar las cosas más simples de nuestra cotidianidad?.

De esta manera, la tradición oral sigue creciendo, desde una cosmovisión netamente comunal así, es que en la jerga común, se cree que el canino al verse reflejado en la botella se ahuyenta, pero es difícil de creer, pues un can tiene mejor visión de noche y le cuesta ver objetos a 30 cm, entonces, ¿cómo surge el  mito?, esto se hace inherente a la construcción propia de la cultura de los pueblos.

“La cultura de un pueblo no es algo que ya está hecho y que solo debe ser transmitido, sino algo que se hace y rehace todos los días, un proceso histórico acumulativo y selectivo sí, pero sobre todo creativo. Es en la creación donde siempre ha de ponerse el acento, pues de lo contrario se va cayendo en una concepción anquilosada de cultura como sí todo consistiera en decidir y hacer uso de un patrimonio inmutable, o casi. La creación no solo enriquece esta herencia, sino también la actualiza, adecuándola a los tiempos que corren para que dé respuestas, convincentes y eficaces a los nuevos fenómenos. Es justamente el hecho creativo que promueve el cambio cultural. Sin creación, la cultura se vuelve estática, se desvincula progresivamente de la vida real y termina convirtiéndose en una parodia de sí misma, en algo que se exhibe, no que se vive” (Colombres, 1991: 130).

Por consiguiente, se podría afirmar que en la actualidad vivimos en culturas hibridas, donde el individuo entra y sale de la modernidad, pues, emplea viejas tradiciones que siguen viviendo en esa mente colectiva, aquellas que se niegan a desaparecer por el agrupamiento colectivo, que busca sostener su identidad cultural y que  subyace en el surgimiento de nuevas, porque pareciera que la realidad del contexto, aún le hace creer al colectivo que la realidad puede ser interpretada desde sus propias creencias, a pesar de las concepciones científicas, que podrían refutar sus mitos en la mayoría de los casos.

Por ende, la cultura se seguirá enriqueciendo de aquellas tradiciones coloquiales, donde no desaparecerá  la botella de agua para evitar que los canes se orinen, donde, el agua aromática seguirá remediando dolencias, donde, los fantasmas y brujas seguirán existiendo en los pasillos de lugares; es decir, no dejaran a un lado la respuesta  a los interrogantes,  que a diario nos aquejan, de lo que no podemos explicar. El medio oral, será el camino para que persista en el imaginario colectivo, de lo que aún no se escribe como parte de una realidad, pero que sigue vivo en cada situación cotidiana de los habitantes de la Región del Tequendama.


Boito, María Eugenia (2000): La importancia de la oralidad en la cultura contemporánea. Revista Latina de Comunicación Social, 35 / Extra Argentina. Recuperado el 29/04/2016 de 2016 de:
http://www.ull.es/publicaciones/latina/Argentina2000/21 boito.htm

Cocimano, G. (2006). La tradición oral latinoamericana. Las voces anónimas del continente caliente. Araucaria. Revista Iberoamericana de Filosofía, Política y Humanidades, No 16. Pág. 23-26. Retomado el 1/05/2016 de: https://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=2098441

 

 

 

 

IN THE FOOTSTEPS OF THE WRITER …!


Recognize the importance of a writer, usually does not happen if not through a reward or perhaps after his death. Our Nobel Literature, Gabriel García Márquez wanted for a long and hated by others … is remembered for the two situations.

ARACATACAThus, his greatness he only achievement after going through many hardships … was born on March 6, 1927 in Aracataca, a village in the Colombian Caribbean region. The writer was the son of a telegrapher and spent his early years with his grandparents, who took his inspiration for his works.

Perhaps the most representative involved loneliness, Macondo, violence and culture; loneliness as the author explains in his speech “The interpretation of our reality through patterns not our own, serves only to make us ever more unknown, ever less free, ever more solitary.”

Instead Macondo, became the representation of the scene where the Colombian reality described, that place where succumbs violence, the entrenched culture of the peoples of the Caribbean and the injustices of political power … “For him, the duty of the revolutionary writer is write well, and the ideal is a novel that moves the reader by its political and social content, and also for its power to penetrate reality and expose its other side. ”

Now, his iconic phrases are short-term memory, of his writing … “The problem with marriage is that every night after making love ends, and you have to rebuild it again every morning before breakfast.” Gabo.

GABOBut this literary style had not arisen without the influence of Ernest Hemingway, James Joyce, Virginia Woolf and, more importantly, by William Faulkner; of whom recognized his greatness and are absorbed the exact letters to create his “Magical Realism”; therefore, it has not all been easy, as its critics allude that it is difficult for many to understand the meaning of his work and more achieve adequate adaptation of the text to the cinema, children’s literature.

But despite all this, it has been considered one of the greatest after Cervantes and Shakespeare, so that Colombians now remember him for the good and the bad, will continue in his footsteps.

La “Santa Biblia” del profe…! Holy Bible teacher…!


Ricardo Rico Guzmán. "ÁGORA"

descarga

RESUMEN

Discernir en el ámbito educativo, sobre la importancia del libro de texto, ha generado gran controversia, desde su origen, fin, estilos, implementación, es así, que el espacio dialéctico permite debatir sobre su incidencia en los procesos de enseñanza-aprendizaje. Este pequeño texto, deja abierta las perspectivas entorno a esta herramienta, para que a partir de su análisis, se tome la mejor imagen  pedagógica de acuerdo a  su criterio de uso.

ABSTRACT

Discern in education, about the importance of the textbook, it has generated controversy since its origin, purpose, styles, implementation, so that the dialectical space allows discuss its impact on the teaching-learning. This small text leaves open the perspectives around this tool, so that from its analysis, it takes the best educational image according to its criterion of use.

 

PALABRAS CLAVES:

Libro de texto, estilos, currículo, didáctica, construcción de conocimiento, entorno cultural, cobertura, extensión, pensamiento, híbrido, comunicación sincrónica-asincrónica, enseñanza…

Ver la entrada original 1.297 palabras más

La “Santa Biblia” del profe…! Holy Bible teacher…!


descarga

RESUMEN

Discernir en el ámbito educativo, sobre la importancia del libro de texto, ha generado gran controversia, desde su origen, fin, estilos, implementación, es así, que el espacio dialéctico permite debatir sobre su incidencia en los procesos de enseñanza-aprendizaje. Este pequeño texto, deja abierta las perspectivas entorno a esta herramienta, para que a partir de su análisis, se tome la mejor imagen  pedagógica de acuerdo a  su criterio de uso.

ABSTRACT

Discern in education, about the importance of the textbook, it has generated controversy since its origin, purpose, styles, implementation, so that the dialectical space allows discuss its impact on the teaching-learning. This small text leaves open the perspectives around this tool, so that from its analysis, it takes the best educational image according to its criterion of use.

 

PALABRAS CLAVES:

Libro de texto, estilos, currículo, didáctica, construcción de conocimiento, entorno cultural, cobertura, extensión, pensamiento, híbrido, comunicación sincrónica-asincrónica, enseñanza, aprendizaje, roles.

KEYWORDS

Textbook, styles, curriculum, teaching, knowledge building, cultural, coverage extension, thinking, hybrid, synchronous-asynchronous communication, teaching, learning, roles.

 

images (1)Quizás, el ser docente es una de las labores más exigentes dentro de un grupo social, ya que esta profesión está supeditada a los procesos de cambio de cada sociedad, esa sociedad cambiante que transforma el currículo de acuerdo a sus necesidades; no obstante, una de las herramientas que ha mutado con la docencia ha sido el “libro de texto,” aquella que se ha convertido en la “Santa Biblia del profe”, así, nos enfrentamos en un ejercicio dialéctico, para reconocer las posiciones más significativas, dentro de la puesta en práctica del currículo a través de éste medio escrito.

Para contextualizar… los orígenes… el “Orbis Pictus” de Comenio, fue el primer libro didáctico en el que combinaba la imagen y la palabra, con el fin de facilitar la lectura, esto se da en el s. XVII, y desde entonces hace parte de la enseñanza. Pero en la actualidad surgen interrogantes alrededor de él. ¿El libro de texto, se convierte en algunos casos en el docente?, ¿se ha generado una dependencia o indiferencia hacia él?, ¿es un instrumento clasista en la actualidad?, ¿realmente aporta al proceso de enseñanza-aprendizaje?; es posible que surjan más interrogantes, pero quedan a la discreción del lector su análisis.

Partiendo de lo anterior, podríamos analizar lo siguiente: las escuelas no son lugares neutrales y consiguientemente tampoco los profesores pueden adoptar una postura neutral Giroux (1990:177) ante el conocimiento, la cultura y su forma de desarrollarla en la práctica. Creer que pueda existir una prosa para los libros de texto universalmente óptima es falsa Westury, (1991: 3686)[1].

Por consiguiente, se suele presentar que en los colegios privados de estrato medio, la selección de libros de texto, parte del hecho de qué editorial ofertaba más, sobre el nivel de compra del colegio o de los estudiantes, a la espera de la mejor prebenda; o en los estratos altos, casi que los libros de textos parten de la tendencia que se estuviera en furor y de la más alta calidad, teniendo un motivo de valor agregado a las pensiones y al progreso académico; pero en el sector publico, de acuerdo a las tendencias educativas y a los programas copiados de otros países, donde la incorporación del libro de texto se da en función de lo rural y urbano (ejemplo: libros del programa P.T.A.[2], Colección L.E.A.[3]) y donde la desigualad de contenidos marca una gran diferencia en calidad, convirtiéndolos en parte de ese inventario que se da de baja sin usar, en fin; la autonomía del docente para escoger el libro de texto que mejor se acomode seguirá supeditada a la condiciones administrativas de turno, que promulgará con bombos y platillos el éxito de su propuesta. De esta forma, difícilmente se podrá encontrar una prosa que se ajuste a las necesidades del estudiante, manejando de esta manera, dos realidades, una la que muestra el texto y otra la que vive el educando en su entorno, con los medios de comunicación y las experiencias cotidianas.images (2)

Esto ha sido, el panorama desde lo administrativo, donde la dinámica académica también converge en el docente, donde factores endógenos y exógenos, siguen influyendo en su perspectiva del uso del libro de texto, como lo analiza GUEMES, R.M. (1994) (…) Asimismo, se dedica menos tiempo a la actualización y formación permanente del profesorado, ya que se supone que los que se actualizan son los textos escolares; tampoco se incrementa salarios en relación con la subida del coste de vida, ya que no se puede reivindicar más sueldo para un personal al que se le dejan pocas parcelas de actuación profesional (…).

Es así, que dentro del propio esquema vida profesional que tiene el docente, el libro de texto puede ser su salvación, ante las presiones gubernamentales y forma de llenar en algunos casos esos vacíos conceptuales ante el avance de la misa sociedad que habita, de una u otra manera ¡el currículo se tiene que cumplir!, esa es la premisa. Por ende, aunque cada docente podría tener sus criterios para catalogar cuál es bueno o malo, lo único cierto es que la efectividad real de los libros de texto como ayuda didáctica, depende del uso que del profesorado pueda hacer de ellos. Heyneman (1981: 243)

Por lo tanto, a pesar que los estudios realizados no son tan actualizados, si se puede seguir presentado los mismos comportamientos en su implementación, como lo considero Zohorik (1991) en algunos estudios de casos al establecer: el estilo “coverage” donde el texto era empleado durante toda la clase, o el de “extension” que además de ser transmisor, permitía el desarrollo de ejercicios en los que se implica al estudiante; esto requiere la comprensión del texto y la aplicación de sus contenidos, por último, el “thinking” mirando el libro de texto como un instrumento para reflexionar, permitiendo que el libro sea el pretexto para pensar y el profesor se vale de él, para comprometer al alumno en actividades que requieren actitud crítica y pensamiento creativo. Quizás, yo le agregaría el “hybrid” (propio), donde el docente arma su propia estructura de contenido del  texto para la clase con actividades, a partir del ensamble de varios textos extraídos de la web, y con algunas prácticas de los ya mencionados.

imagesAhora, el interrogante sería, ¿cuál papel cumple el libro de texto en la actualidad?, pues en pleno s. XXI, donde impera la sociedad del conocimiento, logrando cambiar paulatinamente los roles del docente y discente, convergen nuevas formas de comunicación (sincrónica y asincrónica)  y de procesamiento de la información, así, que los entornos de aprendizaje por ende cambian, ¿dónde queda la función del libro de texto?, como lo diría Cabero (2008) los estudiantes del futuro tendrán que poseer diferentes competencias básicas para aprender conocimientos nuevos, desaprender conocimientos adquiridos y ya no válidos por las transformaciones del mundo científico y reaprender los nuevos conocimientos que se vayan generando. También será necesario que estén capacitados para el autoaprendizaje mediante la toma de decisiones, la elección de medios y rutas de aprendizaje y la búsqueda significativa de conocimientos.

Teniendo en cuenta lo anterior, en la actualidad los libros de textos ya se han permeabilizado por los preceptos tecnológicos, reciben apoyo en línea y son en gran parte más dinámicos para la aprehensión de ese conocimiento propuesto por el currículo; cada estudiante de acuerdo al rol que ha adoptado su docente y bajo los criterios del horizonte institucional que los cobije, tendrá como metas: ya no en una escuela de reproducción, de transmisión si no de creación, de construcción de conocimiento, logrando replantear el hecho educativo, formando ciudadanos para una sociedad de aprendizaje constante, donde prevalezcan la inteligencia ambiental como medio de almacenamiento de nuevos saberes, por consiguiente, los libros de texto seguirán vigente desde diferentes ópticas, que no siempre darán respuesta a los interrogantes plateados en este breve derrotero y que tan solo, encontraran la solución apropiada al significado que tiene esta ayuda educativa para el docente, en el criterio que cada quien asume  para su uso.

Lo único cierto, es que en algunos contextos se  seguirá viendo como la  “Sagrada Biblia del profe” de la cual, difícilmente podrán separarse, para seguir abriendo ese espacio de intercambio de conocimiento “significativo”, querido por mucho y cuestionado por otros.

[1] Citado por GUEMES, R.M. (1994). Libros de texto y desarrollo del currículo en el aula. Un estudio de casos. Serie de Tesis Doctorales. Curso 1993/94. Reproducido en Servicio de Publicaciones Universidad de la Laguna.

[2] Programa Todas a Aprender, propuesto por el Ministerio de Educación de Colombia.

[3] Lecciones Estratégicas para el alumno. Técnicas y Métodos de estudio. Otorgado por la Gobernación de Cundinamarca para las Instituciones públicas.